editorial.dca.ulpgc.es

Departamento de Construcción Arq.  |  Escuela de Arquitectura
Universidad de Las Palmas de Gran Canaria   |   Redacción

www.ulpgc.es www.cda.ulpgc.es

Colecciones

Mapa IU

  Boletín dCA

Descarga / FTP


IU15168

  I45 Rama Electrosmog
I4 Rama Electrificación Urbana
 I45 Rama Electrosmog
    I451  Introducción
    I452  Medición CEM
    I453 Ley 50/97
    I454 Conclusiones

 

EXPOSICIÓN.

La contaminación electromagnética o electrosmog, se produce siempre que circule corriente eléctrica o que exista una diferencia de potencial que produzca esa circulación.


El electrosmog, es por lo tanto la contaminación electromagnética generada de un modo artificial por campos eléctricos y campos magnéticos, generados por el transito de electricidad por los conductores.

Los efectos nocivos del electrosmog no han sido aún comprobados de un modo fehaciente a pesar de los numerosos trabajos y proyectos de investigación emprendidos.

En la actualidad la OMS (Organización Mundial de la Salud), promueve un proyecto internacional de investigación para la evaluación de los efectos de los campos electromagnéticos artificiales sobre la salud.

Con este proyecto, se intenta dar una respuesta a las inquietudes que se vienen produciendo desde hace algún tiempo en torno a la contaminación electromagnética, en muchos países, ante el continuo crecimiento de las fuentes emisoras de contaminación.

El proyecto pretende también clarificar la polémica existente actualmente, sobre el tema, entre científicos e investigadores y todos aquellos a los que les compete tomar decisiones al respecto.

En materia de electrosmog, algunos fabricantes de aparatos y dispositivos están adoptando soluciones para reducir la intensidad de la contaminación. También muchos expertos en análisis de riesgo, están aconsejando sobre las dosis mínimas de exposición a campos electromagnéticos generados por las líneas de transporte de energía eléctrica, aparatos, dispositivos eléctricos y electrodomésticos, pero lo cierto es que, en las investigaciones epidemiológicas que se están desarrollando, todavía no se han alcanzado resultados concluyentes, sobre la relación que existe entre la exposición durante tiempos significativos a los efectos de los campos electro – magnéticos, ya que aún no se conoce del todo los mecanismos que conectan el electrosmog con las enfermedades que se le achacan.

Los últimos estudios epidemiológicos realizados sobre amplias muestras de población señalan la existencia de indicios más que razonables, confirmados también por los análisis efectuados en investigaciones con animales de laboratorio y sobre tejidos celulares

Es de esperar que en un futuro próximo, las dudas se disipen para, de este modo, poder tomar medidas eficaces en orden a reducir sus efectos nocivos, si los tuviera.


Actualizado 09/03/04

©  Contenido: Pablo Adelto Hernández Ortega