INICIO de editorial.dca.ulpgc.es

Departamento de Construcción Arquitectónica  |  Escuela de Arquitectura
Universidad de Las Palmas de Gran Canaria   |   Redacción

 Web Institucional www.ulpgc.es  ETS Arquitectura www.cda.ulpgc.es

Colecciones

Mapa web

  Boletín dCA

Descarga / FTP


Inicio Colecciones  C156 Origen, Evolución y Tipología de la Planta de la Iglesia Bizantina.
C Rama Construcción
C1 Rama Historia de la construcción
C15 Rama Arquitectura Bizantina
C151 Rama La contribución Justiniana
C152 Rama Los Períodos Históricos de la Arquitectura Bizantina
C153 Rama El entorno arquitectónico y constructivo previo a Justiniano
C154 Rama La idea de Arquitectura en la Etapa de Justiniano
C155 Rama Reconstrucciones bajo el mecenazgo de Teodora
C156 Rama Planta de la Iglesia Bizantina
C157 Rama Análisis de los Elementos Constructivos
C158 Rama La Construcción en el Período Bizantino Medio.
C159 Rama La Construcción de la tardía Arquitectura Bizantina.

 

El capítulo de Origen, Evolución y Tipología de la Planta de la Iglesia Bizantina se desglosa en el apartado: ORIGEN, EVOLUCIÓN Y TIPOLOGÍA DE LA PLANTA DE LA IGLESIA BIZANTINA.

ORIGEN, EVOLUCIÓN Y TIPOLOGÍA DE LA PLANTA DE LA IGLESIA BIZANTINA.

La planta basilical que había definido a la martyria y que, con sus tres o cinco naves, había cobijado durante la etapa constantiniana las grandes peregrinaciones del Cristianismo Oriental, dejaron de tener sentido, a partir del siglo IV, cuando se habían multiplicado los centros religiosos. 

 


Plantas de cruz latina.Cada ciudad con alguna entidad no sólo se había erigido en una diócesi sino que en cada una de ellas se cobijaba un determinado número de congregaciones. Los edificios, en buena medida, surgían no tanto para acoger a los fieles como para albergar al clero. La liturgia se había desarrollado y su mística se revelaba, a los fieles, sólo en parte. La celebración de la eucaristía se dividía en dos partes, la primera más privada y extraña a los fieles se realizaba en el presbiterio o santuario. En la segunda, más publica, el clero avanzaba hasta el crucero o cabecera de la nave central, desde donde reclamaba la atención de los asistentes. Con todo, la presencia de los fieles era mucho menos numerosa y la participación más próxima.

Esta nueva forma litúrgica que cobró un amplio y pronto desarrollo en todos los pueblos de las costas del Egeo y de Asia Menor, planteó como primera propuesta el acortamiento de las naves y la cubrición abovedada para el crucero. No obstante, este espacio central no pretendía constituirse en un espacio integrador como el del Panteón; por el contrario, se requería la creación de barreras virtuales definidas por bemas, tribunas, canceles y cortinas.

Como respuesta a esta primera tipología en la que  el centro del transepto se definía como punto principal de la celebración y sus brazos se prolongaban más allá del ancho de la iglesia,  resultó la "planta de cruz latina con bóveda en el crucero". Atendiendo a ella, se construyeron, a mitad del siglo IV, la basílica de Perge, probablemente aún sin bóveda; la de los Santos Apóstoles de Constantinopla, en la que como hemos visto, es posible que la primitiva cubriera, su crucero, con un pabellón leñoso;  y San Juan de Éfeso, que es de la que tenemos más garantía que se cubriera con bóveda. De todas formas, ya en este momento se entendió que para singularizar el espacio donde se hacía el ofrecimiento sagrado, este debía ser cúpulado. Fue en tiempo de Justiniano cuando en este tipo de planta se generalizó el uso de la cúpula, quedando definitivamente preparada esta tipología para servirle de modelo a los arquitecto del "Renacimiento". Sin bóveda en el crucero, muchas otras iglesias se construyeron bajo esta tipología, durante el siglo V. De entre ellas, cabe destacar por sus enormes dimensiones, la ya estudiada, San Demetrio de Salónica.

Planta de grandes iglesias de doble casco con espacio central cubierto con bóvedaIglesias de origen persa de una sola nave.Pero los cambios experimentados por la liturgia seguían demandando un desplazamiento mayor, del espacio central, hacia el centro de la nave y una presencia mayor del mismo. Así, para el primer cuarto del siglo V, ya se habían construido, tomando como modelos más próximos a los mausoleos y baptisterios, algunas iglesias de espacio central cubierto con bóveda y deambulatorio, pero fue en Constantinopla y en tiempo de Justiniano cuando se piensa en esta tipología para iglesias de mayores dimensiones. Es el momento en el que el acercamiento entre la Iglesia y el Estado es máximo. En muchas celebraciones el poder político, junto al alto clero, ocupaba el espacio central y recibían, ambos, el mismo reconocimiento y consideración de la feligresía.

Los arquitectos de Justiniano asumieron para la nueva construcción  "la planta de doble casco con espacio central cubierto con cúpula", manteniendo el ábside fuera de este espacio como lugar más privado en cuyo seno se acoge al Santuario. Atendiendo a esta tipología, se levantaron entre otras grandes iglesias: San Vital, en Rávena; los Santos Sergio y Baco, en Constantinopla y, en esta misma ciudad, Santa Sofía.

Sin duda, a parte de las proporciones que en cada caso concreto tome cada planta dentro de una determinada tipología, las técnicas constructivas tradicionales, condicionan, en cierto modo, el tipo de planta que se propaga por un determinado área. Las técnicas sasánidas penetraron, a través del Tur Abdin (Mesopotamia) originando una planta de una sola nave, cubierta por bóveda de cañón y cabecera tripartita. Este tipo de iglesia fue poco difundida. No obstante, dio fruto en Ctesifonte y Mar Gabriel, en Persia; y, con menor frecuencia, en Egipto y Armenia.Primeras iglesias de planta de cruz inscritas, con cúpula.

A finales del siglo VI aparece, en esta parte de Asia Menor (Siria, Armenia y Georgia), un tipo de planta cruciforme, pequeña y muy compacta; las llamadas "iglesias de salón", y más concretamente la "planta de cruz inscrita con cúpula". En estas, es obvio que la presencia de nichos de aligeramiento en los muros perimetrales y la manifestación del gran arco sobre el que descarga la cúpula a través de las trompas, es un invento sasánida como pudimos ver perfectamente desarrollado en el pequeño Palacio de Sarvistan. Los primeros ejemplos de esta tipología, los encontramos en Armenia en la iglesia de Avan; Santa Ripsimé de Vagharshapat.

A partir del siglo VIII este tipo de planta, de cruz griega inscrita en el cuadrado, con capillas en sus vértices, se propagó como el aceite por todo el Imperio, desde Servia hasta Jordania. Así fueron magnificas San Nicolás de Myra, Santa Sofía de Salónica y la iglesia de la Koimesis en Nicea (destruida en 1920 en un acto terrorista) y que era el exponente más claro de la profunda influencia sasánida en la arquitectura bizantina. Por último, citaremos, en Constantinopla, la no menos importante iglesia de Santa María Kyriotissa (actual, Kalenderhan Camii), entre otras.    

En Armenia, en ocasiones, se levantaron algunas iglesias cruciforme notables que apartándose de la planta inscrita, desnudaron los brazos de la cruz de su planta, sin que pueda decirse que esto fuera una singularidad de la Algunas plantas de cruz inscrita desarrolladas a partir del siglo IX.tipología que estamos estudiando, sino que por sí misma constituyo una forma nueva. A este tipo pertenece la magnifica iglesia pétrea de la Santa Cruz de Aght'amar.

Sin embargo, la planta de cruz inscrita se adoptó, de manera definitiva, para el conocido período desarrollado a partir del siglo IX, denominado "Renacimiento Bizantino" y que nosotros estudiaremos más adelante. Esto en razón al alto valor plástico que se desarrollan en sus fábricas de ladrillos. De este último período y con esta misma planta se levantaron las conocidas iglesias: El Catolicón y de la Theotokos en Hosios Lukas; la iglesia del Monasterio de Dafni; la de San Juan de Careas en el Himeto ateniense, la de los Santos Teodoros, y la Panagia Gorpeopícoos o Catedral Chica, en Atenas; y los Santos Apóstoles y Santa Catalina, en Salónica.  En Constantinopla pertenecen a este momento, la iglesia de San Salvador de Chora Iniciada su construcción el año 1077, se terminó y consagró cuatro años más tarde. Su gran reconstrucción fue llevada a cabo por Isaac Comneno hacia el 1200.Aún tuvo que ser nuevamente consolidada en 1321 por Teodoro Metoguita. Sus mosaicos son los más valiosos que, en parte, aún pueden contemplarse en Estambul., actual Museo de Kariye, muy bien conservada después de sus reconstrucciones, y la Fenari Isa Camii, entre las muchas iglesias, de gran interés, que por  todo el Imperio Bizantino se levantaron; pues las que aquí se han citado no responden a ningún otro criterio de prioridad, más que a la forma de su planta.

Actualizado 05/03/08

   © Contenido: Francisco Ortega Andrade|