INICIO de editorial.dca.ulpgc.es

Departamento de Construcción Arquitectónica  |  Escuela de Arquitectura
Universidad de Las Palmas de Gran Canaria   |   Redacción

 Web Institucional www.ulpgc.es  ETS Arquitectura www.cda.ulpgc.es

Colecciones

Mapa web

  Boletín dCA

Descarga / FTP


Inicio Colecciones  C152 Los períodos históricos de la arquitectura Bizantina.
C Rama Construcción
C1 Rama Historia de la construcción
C15 Rama Arquitectura Bizantina
C151 Rama La contribución Justiniana
C152 Rama Los Períodos Históricos de la Arquitectura Bizantina
C153 Rama El entorno arquitectónico y constructivo previo a Justiniano
C154 Rama La idea de Arquitectura en la Etapa de Justiniano
C155 Rama Reconstrucciones bajo el mecenazgo de Teodora
C156 Rama Planta de la Iglesia Bizantina
C157 Rama Análisis de los Elementos Constructivos
C158 Rama La Construcción en el Período Bizantino Medio.
C159 Rama La Construcción de la tardía Arquitectura Bizantina.

 

El capítulo de Los Períodos Históricos de la Arquitectura Bizantina se desglosa en el apartado: LOS PERÍODOS HISTÓRICOS DE LA ARQUITECTURA BIZANTINA.

LOS PERÍODOS HISTÓRICOS DE LA ARQUITECTURA BIZANTINA.

Buena parte de los historiadores coinciden en que la arquitectura bizantina es aquella que recoge las tendencias de Oriente y de Occidente. En ella se funden la arquitectura romana y la persa en un ambiente griego o helenístico. Desde el punto de vista de la construcción no es posible llegar a una simplificación tan escueta, ni siquiera justificándola desde nuestros deseos de síntesis.

 


La gran libertad y autonomía que, en materia de construcción, Roma proporcionó a sus provincias de Oriente y del Norte de Africa, hizo que la construcción que se devolviera a Bizancio fuera muy distinta; en muchos casos de peor calidad y desordenada, pero desde luego, cargada de importantes peculiaridades locales. Por ello, esta fusión puede admitirse en la etapa que se ha dado en llamar "Imperio Bizantino temprano" que se extiende hasta la primera mitad del siglo VII, y para la que se ha definido el "bizantinismo" como el lenguaje cultural y artístico del Imperio Romano de Oriente. La construcción que va a definir a la arquitectura bizantina del período "Imperio Bizantino medio", en el que se enclava el período brillante de la dinastía macedonia, atiende desde la última fecha citada hasta el siglo XII, y nace y es fruto del propio hacer de la construcción bizantina desarrollada dentro y fuera de constantinopla. 

Para la construcción posterior a dicho siglo, "Imperio Bizantino tardío", que superó, en tiempo, a la etapa Medieval europea y a buena parte de la Moderna, avanzando por el Mundo Ortodoxo hasta el siglo XVII y quizás hasta nuestros días, encontramos sus raíces en las técnicas desarrolladas en Atenas, en Monte Athos, en Armenia, en Norte de Asia Menor y, con connotaciones singulares, en Moscú.

Reducir ese largo período, de casi once siglo a tres grandes etapas sólo es posible cuando se hacen omisiones, de las que somos conscientes, pero que en cualquier caso nos ha obligado a un trabajo de síntesis que nos permitiera, con rigor, lograr el fin propuesto. Ello también nos llevará al compromiso de formular las matizaciones propias y singulares de cada emplazamiento o localización geográfica, en razón de las técnicas constructivas en ellas desarrolladas. 

Así dentro del período "Bizantino Temprano" encontraremos una primera etapa, denominada y conocida como "Constantiniana", que comprenderá desde la fundación de Constantinopla hasta la subida al trono de Justiniano. Durante este tiempo, unos doscientos años, se mantendrá la basílica y la martyria casi tal como la hemos visto en el capítulo anterior y donde la construcción mas notable se realizará, en buena parte, fuera de la nueva ciudad, especialmente en Jerusalén, Siria y Rávena. En esta etapa, nos detendremos en señalar las primitivas basílicas de los Santos Apóstoles de Constantinopla, de San Juan Evangelista en Éfeso y Qala't Seman en Siria, entre otras.

Santa Sofía de Constantinopla. Un récord de rapidez de ejecución, en la construcción monumental.Dentro de este mismo período temprano, consideraremos una segunda etapa que coincidirá con los treinta y ocho años de reinado de Justiniano y aunque se prolongará hasta el final del siglo VI, la definiremos como "Justiniana" o "Primer Siglo de Oro", donde los edificios serán siempre producto de la fusión inteligente de la basílica y el mausoleo, y de la tarea investigadora de los arquitectos de Justiniano, resultando iglesias y conventos de grandes dimensiones. Abriremos esta etapa algo antes de la coronación de Justiniano, hacia la segunda mitad del reinado de Justino I, y aunque ésta sólo tuvo de esplendor algo más de los treinta años que sucedieron a la muerte de Justiniano, la mantendremos hasta la fecha arriba indicada. En ella encontraremos los edificios cupulados más notables de la construcción bizantina, y que comenzando con San Polieucto de Constantinopla, estudiaremos las iglesias de los Santos Sergio y Baco, Santa Irene, Santa Sofía, San Vital de Rávena y las reconstrucciones de las iglesias de los Santos Apóstoles de Constantinopla y San Juan de Éfeso, que terminarían sirviendo de modelo para la construcción de San Marcos de Venecia, entre otras.

Por último, una tercera etapa que puede denominarse como el "Renacimiento bizantino" que se extenderá hasta el "Período medio" y proyectará su herencia sobre el "Período tardío". En ésta, surgirá la pequeña iglesia de planta de cruz griega, con florecimiento en distintos puntos de Grecia, Constantinopla y las empinadas iglesias rusas, como heredadas más de Armenia que del propio Imperio. En este período nos detendremos en el análisis minucioso de las fabricas de ladrillos cargadas de variedad y riqueza decorativa, que compusieron las bellas fachadas de las iglesias de Dafni y Hosios Lucas, entre otras.

 

Actualizado 11/06/07

   © Contenido: Francisco Ortega Andrade|